FROM THE BLOG

TRANFORMACIÓN DIGITAL FOR DUMMIES (II): RIESGOS DE NO DIGITALIZAR TU EMPRESA

 

Querido User Lover, como ya te comenté en el blog anterior, la transformación digital es el proceso de adaptación de toda la organización a las tecnologías digitales para obtener una optimización de la experiencia del cliente.

Hoy vengo a explicarte los riesgos de no llevar a cabo un proceso de transformación digital en tu empresa.

Actualmente, digitalizar cualquier negocio ya no es una opción. Cada minuto, cada segundo que pasa en nuestra empresa sin llevar a cabo un proceso de transformación digital son cientos de oportunidades perdidas y, además, ponemos en riesgo a la propia compañía.

Recordarás que la transformación digital es un complejo modelo de trabajo que abarca desde los procesos, la comunicación, la tecnología, los datos hasta el modo de pensar de los miembros que conforman la empresa. Esa automatización se hace para tratar mejor al cliente, para saber más de él y, también, para poder venderle más.

DIGITALIZARSE O MORIR

En el siglo XX, la esperanza de vida de las compañías era de 60 años y en éste esa esperanza se reduce a solo 15 o 20 años. Esto se debe a la intensificación de la competitividad primero por la globalización, y ahora por la digitalización. Por tanto, ser más excelentes de cara a los clientes nos permite llegar a nuevos escenarios de competitividad. El consumidor ha cambiado y espera una respuesta diferente a sus necesidades.

Vivimos en la era digital y el mundo tecnológico forma parte de la mayoría de aspectos de nuestra vida. Piénsalo, desde las compras hasta las relaciones sociales, seguro que todas las realizas mediante vías digitales. Las marcas cada vez son más conscientes de ello y deciden digitalizar sus servicios. Por tanto, aquellas empresas tradicionales que hagan caso omiso a la transformación digital no podrán sobrevivir si no desarrollan su capacidad de adaptarse al nuevo contexto que proponen las tecnologías de la información y a las nuevas capacidades de los nativos digitales. Además, aquellos negocios que cierren las puertas a estos procesos podrían ser percibidos por los usuarios como entidades que tienen falta de interés por ellos.

El poder de los datos para las empresas

Hoy día, las empresas se construyen mediante procesos. Sin embargo, la transformación digital reduce esos procesos que una compañía podría hacer en la actualidad y automatiza el trabajo que el personal realiza, convirtiendo el proceso en software. Por tanto, lo que quedarían son datos.

Lo digital convierte los procesos en datos. Estos dejan claro que la gente importa y que la experiencia del cliente es fundamental.

A medida que surgen los datos y la capacidad de asociar esta información con indicadores o problemas, una empresa puede no ser solo más eficiente, sino también cambiar lo que hace. El impacto comercial que resulta de ver el mundo a través de una lente de datos en lugar de verla desde el punto de vista de procesos es muy poderoso.

La transformación digital cambia los procesos, lo que hace que sea más rápido y más confiable concentrarse en lo que se debe hacer en lugar de quedar atrapado en el esfuerzo de obtener los procesos correctos.

En definitiva, queridos User Lovers, las empresas que hoy trascienden son aquellas que logran adaptarse a los cambios de contexto. Así, tomando prestada la Teoría de la Evolución de Darwin, podemos decir que aquellas que no logren adaptarse a su entorno desaparecerán.

Comments are closed.